Messi, obligado a reinventarse

Messi es el gran peligro del Barça y el jugador más temido de LaLiga. De ahí que los rivales le dediquen horas al estudio de cómo anularlo cuando se aproxima al área, sobre todo en los lanzamientos de falta. Los contrarios, como mostró la Real Sociedad, agudizan el ingenio para trabar sus opciones de gol. El argentino está obligado a innovar al mismo ritmo que ellos. Pero este año, además, está teniendo que adaptarse a un nuevo perfil futbolístico, ya que Setién le coloca un poco más retrasado en relación a su posición habitual. Le toca reinventarse.

«Ante un jugador con la efectividad en las faltas de Messi trabajamos entre semana la forma de defendernos, y creo que se ha quedado anonadado al ver cómo nos hemos colocado», explicó Mikel Merino para justificar la peculiar forma de la Real de defender el balón que lanzó el argentino en el minuto 58 al borde del área. Había dos jugadores junto a los palos custodiando a Remiro, cuatro más situados en la línea del área pequeña, otros tres en la barrera y uno suelto a varios metros para impedir un pase corto.

«Aquí hay que estar a todo y sabemos el potencial de Messi. Tenemos un staff que se ocupa del balón pardo. Lo teníamos trabajado y hablado. Ya se sabe la efectividad que tiene. Hoy ha salido bien, por suerte», continuó Imanol.

Pero no es la primera vez que el rival sorprende a Messi, y a todo el Barcelona, cuando el internacional se dispone a lanzar una falta. Otros equipos colocan a jugadores arrodillados o agachados detrás de la barrera por si se decanta por bajo. Lo ha hecho algún equipo de LaLiga, como el Villarreal o el Girona, y también de Europa, como el Tottenham y el Inter . Este tipo de estrategias las ha sufrido incluso cuando ha jugado con ArgentinaMarcelo la utilizó con la selección de Brasil en un encuentro contra la albiceleste.

Tácticas variadas

Pero hay más tácticas anti-Messi que fuerzan al argentino a ser más creativo. Eduardo Berizzo, en la 18-19, ordenó a De Marcos, justo antes del tiro, a abandonar de forma apresurada la barrera e ir disparado hacia atrás para colocarse al primer palo, y logró repeler con la cabeza el ajustado tiro con rosca del futbolista argentino, que iba dentro.

Messi ha logrado 46 goles de falta con el Barça. Enlaza 12 temporadas dejando atónitos a los rivales El curso que más marcó fue el pasado, 8. Y esta temporada ya lleva cuatro: dos al Celta, uno al Valladolid y otro al Sevilla. Los contrincantes extreman, por lo tanto, las precauciones en las acciones a balón parado en las que participa el capitán culé, lo que obliga al internacional albiceleste a reinventarse también si quiere seguir con sus geniales e históricos registros. Su secreto, según quienes le conocen, además de su talento natural, es mucha práctica y concentración, a los que ahora debe añadir creatividad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *