El Celta acumula seis jornadas sin poder ganar

Esta vigésima jornada de liga no ha resultado nada favorable para los intereses de un Real Club Celta que pese a volver de Bilbao con un empate que en otras circunstancias se hubiera calificado de valioso, el triunfo del Mallorca sobre el Valencia devuelve al cuadro de Balaídos a la zona de descenso que había abandonado al final de la primera vuelta.

El 1-1 es un resultado que los célticos han repetido hasta en cuatro ocasiones en esta liga 19-20. Dos de ellos fueron ejerciendo como local -ante Espanyol y Osasuna- y los otros dos en sus visitas a Sevilla y Athletic Club; ante navarros y vascos los vigueses se adelantaron en el marcador y contra catalanes y andaluces consiguieron rescatar un punto.

Más allá de las victorias en la Copa del Rey ante equipos de categoría inferior como Peña Azagresa (Tercera División) y Mérida (Segunda B), al Celta actual le está costando mucho ganar. Son tres las únicas victorias en el torneo de la regularidad y desde 1-3 en Villarreal han transcurrido seis jornadas.

El Celta, que tiene la permanencia a dos puntos, ha logrado únicamente cuatro puntos de los últimos dieciocho que se han puesto en juego; logró empatar contra Valladolid, Mallorca, Osasuna (los tres en Balaídos) junto al de ésta jornada en Bilabo, mientras que fue derrotado en sus visitas a Leganés y Levante.

Debut de Murillo

Jeison Murillo debutó en Bilbao con su nuevo equipo formando pareja en el eje de la zaga con Araújo y mandando al banquillo a Aidoo. Las sensaciones que el internacional colombiano dejó sobre el césped -en un partido de máxima exigencia- fueron bastante buenas pese a encontrarse en pleno período de adaptación a sus compañeros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *